Leche y salud de huesos y dientes

El calcio, como sabrás, es el elemento mineral más abundante en el cuerpo humano. El 99% del que se encuentra en el organismo está en huesos y dientes, lo que explica la importancia de mantener una dieta saludable y suficiente en aportes a lo largo de la vida.

Huesos fuertes desde la infancia

Un consumo de lácteos mantenido en el tiempo conlleva un buen estado mineral del esqueleto. Esta situación es importante, sobre todo, en la infancia y en la adolescencia, ya que se ha visto que es determinante para desarrollar el pico de masa ósea.

Dientes sanos

Por otro lado, debe prestarse especial atención a la prevención de las posibles enfermedades dentales, ya que también pueden deteriorar el estado de salud de la población. El calcio de la leche, las proteínas y el flúor, junto a otros elementos de la dieta, permiten alcanzar un correcto desarrollo. Son varios los estudios que demuestran que el consumo de leche, enmarcado dentro de una correcta salud e higiene, pueden disminuir el riesgo de padecer caries.

La leche es un alimento muy completo, como ya hemos comentado en numerosas ocasiones, contiene todos los nutrientes necesarios en nuestra alimentación: hidratos de carbono en forma de lactosa, proteínas de alta calidad (contiene todos os aminoácidos esenciales), grasas, vitaminas y minerales.

Por todo ello, y por los beneficios citados, es importante mantener el consumo adecuado de este grupo de alimentos. Ofrece mucha versatilidad: leche, yogur, mantequilla, queso, etc. Por lo que es fácil que alguno de los mismos encaje dentro de los gustos de cada individuo.