Recetas

Croquetas de espinacas y queso Cabrales


Para compartir


40 minutos


Dificultad Baja


Precio Bajo

Mmmmh… ¡croquetas! Es escuchar esa palabra y se nos hace la boca agua, ¿por qué será? Pues porque están buenísimas y son un plato amado por casi todos. Estas croquetas de espinacas y Cabrales D.O.P son una delicia, y, aunque parezca complicado, seguro que las prepararás fácilmente y sorprenderás a los tuyos con un delicioso entrante. ¿Te apuntas?

Preparación


  1. En una sartén con una pizca de aceite de oliva, ponemos las espinacas frescas a cocinar hasta que estén tiernas. Es importante saltearlas y no cocerlas para que no queden empapadas y el líquido afecte a la consistencia de la masa de las croquetas. Cuando estén listas podemos escurrirlas un poco para quitar todo el agua posible. Las ponemos sobre una tabla, las picamos a cuchillo para que queden finas y reservamos.

  2. Ponemos aceite de oliva virgen extra en una sartén, que puede ser la misma que hemos usado para las espinacas, y sofreímos la cebolla picada muy fina hasta que esté blanda y haya cogido color. Entonces añadimos las espinacas y removemos bien para que terminen de perder la humedad. Salpimentamos a nuestro gusto, retiramos del fuego y nos ponemos con la bechamel.

  3. Ponemos en una cazuela a calentar la mantequilla a fuego suave. Cuando se haya disuelto echamos la harina y removemos para que se cocine la harina durante un par de minutos. Cuando toda la harina esté cocinada pero no tostada, vamos agregando la leche poco a poco a la vez que removemos todo el tiempo para evitar que se formen grumos. Añadimos la nuez moscada, pimienta y sal y cuando empiece a hervir añadimos las espinacas con la cebolla y removemos bien. Incorporamos el Queso Cabrales D.O.P de El Maestro Quesero desmenuzado y seguimos removiendo hasta que todos los ingredientes se mezclen.

  4. Retiramos del fuego y ponemos la masa de las croquetas en un bol tapado con film para meterlo en la nevera y dejarlo enfriar unas horas. Hacemos la forma de nuestras croquetas con la masa fría ayudándonos de una cuchara para que queden iguales y de nuestras manos. Las pasamos por harina, huevo y pan rallado, en ese orden, y las vamos friendo con el aceite bien caliente para luego ponerlas en un papel de cocina. ¡A comer!

Trucos, consejos y notas


  • Retira del aceite los restos de pan rallado entre tanda y tanda de croquetas para que no se queme y se estropee el sabor de las siguientes.

  • Si te gusta el rebozado súper crujiente, puedes añadir al pan rallado unos frutos secos picados muy finitos o unos cereales tipo corn flakes machacados.

  • Si ves que la bechamel te está saliendo con grumos, pásale una batidora y ¡listo!

Central lechera Asturiana
Central lechera