Recetas

Receta de lubina al limón


Para compartir


30 minutos


Dificultad Baja


Precio Medio / Alto

La lubina o róbalo es uno de los pescados blancos más apreciados gastronómicamente. Su textura semigrasa y su carne firme la hacen perfecta para platos al horno como el que hoy nos ocupa. Contiene una gran cantidad de proteínas de alto valor biológico y es fuente de vitaminas y minerales. Acompañada de verduras y algún hidrato de carbono simple constituye un menú equilibrado apto para todos los paladares.

La lubina combina muy bien con los cítricos, por eso hoy te proponemos acompañarla con una salsa con base de limón, muy fácil de preparar. Anímate a preparar la lubina al horno con salsa de limón y seguro que añades este plato a tu lista de recetas para sorprender a tus comensales. Como es ligero se trata de un plato perfecto para cenas con amigos, además es muy sencillo así que no te obligará a pasar la velada en la cocina.

Preparación


  1. Precalentamos el horno a 200 ºC durante 10 minutos. Cortamos las patatas en rodajas finas, freímos en abundante aceite y reservamos.

  2. Rallamos la piel de uno de los limones y exprimimos el jugo del resto. Reservamos.

  3. Colocamos el pescado en papel de aluminio, salpimentamos al gusto y añadimos un chorrito de aceite de oliva. Lo introducimos en el horno a 180ºC durante 15-20 minutos acompañado de las patatas.

  4. Dale la vuelta a la lubina dentro del horno a mitad de la preparación para que la piel de dore por ambos lados.

  5. Por otra parte, en un cazo pequeño ponemos el zumo de limón con la harina, el vino y la sal. Dejamos reducir durante unos 3 minutos la salsa.

  6. Sacamos el pescado del horno y lo acompañamos con la salsa y con las patatas.

  7. Rociamos con un chorrito de aceite virgen extra por encima para finalizar el emplatado. ¡Todos a la mesa!

Trucos, consejos y notas


  • Para prepararar la lubina utiliza el horno con el grill y con el ventilador encendidos.

  • Una vez que le hayas dado la vuelta a la lubina puedes apagar el horno y dejar que se cocine con el calor. De esta forma evitarás que se te seque y además ¡ahorrarás energía!

  • Si quieres un extra de sabor puedes preparar un aliño para las patatas a base de hierbas aromáticas (si son frescas mejor), ajo y pimienta. ¡Ya verás que ricas!

Central lechera Asturiana
Central lechera