Recetas

Porrusalda


4 personas


35 minutos


Dificultad Baja


Precio Bajo

En cuanto empieza a apretar un poco el frío ya tenemos ganas de coger la cuchara, ¿o no? Las sopas pueden ser de lo más reconfortante, y más si son saludables y deliciosas como una porrusalda. Una receta clásica que nunca pasa de moda, con el puerro como ingrediente estrella, que aromatiza de una forma muy especial.

Y es que la porrusalda es literalmente un caldo de puerros en euskera: porru (puerro) salda (caldo), un plato tradicional al que en función de los gustos de la casa se puede hacer sólo con verduras o añadirle bacalao , huevo cocido o incluso, pollo.

Ideal como entrante o como plato único para la cena, la porrusalda es muy agradecida. Lo fundamental es utilizar un caldo bien sabroso, como te indicamos en esta receta. Si lo tienes preparado de antemano, tendrás la receta de porrusalda lista en muy poco tiempo. Sencilla y deliciosa. ¡Vamos a ello!

Preparación


  1. Empezamos por limpiar bien los puerros, sacándoles las raíces, la hoja más exterior y lavándolos bien, especialmente la parte verde, que vamos a aprovechar. Para esto puedes hacer dos cortes longitudinales y enfrentados en la parte verde. Así, bajo el chorro de agua fría, te asegurarás de que retiras toda la tierra de las hojas.

  2. Cortamos uno de los dos puerros a la mitad para hacer el caldo. Lo ponemos en una olla con una zanahoria, la ramita de apio, el perejil y la sal y un litro de agua caliente. Lo pondremos a hervir.

  3. Mientras el caldo se va haciendo, cortamos el resto de los puerros en rodajas, aprovechando la parte verde, lavamos y picamos las zanahorias en rodajas y las patatas en dados. Reservamos.

  4. Por otro lado, en una cazuela ponemos a pochar la cebolla cortada finita a fuego medio hasta que esté dorada y casi transparente.

  5. Cuando esté lista la cebolla añadimos los puerros y salteamos durante un par de minutos. Añadimos las zanahorias y un poco de sal y volvemos a rehogar todo durante 5 minutos más.

  6. Cuando el caldo haya hervido durante 10 minutos, lo colamos y se lo añadimos a las verduras de la cazuela y dejamos que todo hierva a fuego medio y con la cazuela destapada durante 20 minutos. A mitad de ese proceso, añadiremos las patatas cortadas en dados.

  7. En los últimos 5 podemos añadir unas ramitas de perejil picado. El aroma de la porrusalda habrá invadido tu cocina. Ya sólo queda servir y ¡A por las cucharas!

Trucos, consejos y notas


  • En lugar de colar el caldo de verduras sencillo que te indicamos aquí, puedes batir las verduras y obtener un caldo más gordito y sabroso. También puedes optar por añadir esqueletos de pollo o unas migas de bacalao si prefieres darle más consistencia. ¡Al puerro todo le queda bien!

  • ¡Ojo con los tiempos! Recuerda poner las patatas de último para que no se pasen.

Central lechera