Recetas

Tarta de flores de manzana


Para compartir


70 minutos


Dificultad Media


Precio Bajo

Estas tartas de flores de manzana son preciosas para presentar en tu mesa. Parecen muy complicadas, pero en realidad no lo son, como verás en nuestra receta paso a paso. Una preparación muy resultona, buenísima y un buen recurso para dar salida a la fruta muy madura, antes de que se estropee. Si te apetece un postre original, diferente y con el que sorprender a tus comensales, este es tu postre. Una tarta de flores de manzana para la que sólo necesitarás masa de hojaldre, huevos, leche y manzanas ¿Te animas?

Sigue los pasos y descubre estas deliciosas tartas de flores de manzana riquísimas solas o acompañadas en caliente con una bola del helado que más te guste. El contraste del hojaldre, el relleno de crema pastelera y la mermelada de melocotón de la cobertura te conquistará. ¡A ti y a todos los que se sienten contigo a la mesa!

Preparación


  1. Antes de nada, prepararemos la base de nuestras flores. Y para ahorrar tiempo, pondremos el horno a precalentar a 180ºC para hacer la base tartas de flores de manzana. Necesitaremos al menos 10 moldes individuales redondos que untaremos con la mantequilla y espolvorearemos con harina para evitar que las bases se peguen.

  2. Con la masa de hojaldre extendida, utilizaremos los moldes o una tacita del mismo diámetro para cortar las bases circulares y cubrimos los moldes. Pinchamos la masa con un tenedor y los metemos al horno para dorarlos un poco. Luego las retiramos y las dejamos enfriar sobre a misma fuente.

  3. Es hora de preparar la crema pastelera que llevarán nuestras tartitas. Para ello llenaremos 1/4 de vaso de leche y vertemos el resto, hasta los 400 ml,  en un cazo para calentarla a fuego vivo.  Disolvemos la harina de maíz en el vaso de leche y las yemas de los huevos, mezclando bien.

  4. Cuando el resto de la leche empiece a hervir, retiramos el cazo del fuego y añadimos el contenido del vaso sin dejar de remover, hasta lograr una crema pastelera cremosa, que reservaremos tapada para evitar que se endurezca.

  5. Lavamos las manzanas y sin pelarlas, las cortamos en mitades (sacándoles el centro). Loncheamos cada una de las mitades tan finas como podamos con un cuchillo afilado o un rallador de verduras.

  6. Cubrimos las bases de nuestras tartas con la crema pastelera, ya templada y nos preparamos para la parte final de nuestro postre. ¡Ya queda menos!

  7. Estiramos la masa de hojaldre y la cortamos en tiras de unos 5 centímetros de ancho. Disponemos sobre ellas las láminas de manzana ligeramente montadas unas sobre otras, como si fuesen cartas de un solitario. Al terminar, enrollamos la masa creando la forma de una rosa.

  8. Colocamos las rosas de manzana sobre las bases con crema pastelera y volvemos a hornearlas a 180ºC unos 20 minutos más o hasta que la masa esté dorada. Retiramos las tartas del horno y pintamos con mermelada de melocotón antes de servir. ¿No están espectaculares?

Trucos, consejos y notas


  • Si quieres darles un toque final de sabor, espolvorea tus flores con un poco de canela molida.

  • Para cortar las lonchas de manzana también puedes utilizar una mandolina, así conseguirás láminas superfinas de forma mucho más fácil.