Recetas

Receta de torrijas con leche, naranja y limón


6-8 personas


20 minutos


Dificultad Baja


Precio Bajo

Las torrijas son uno de los postres más tradicionales de España, y forman parte de la cultura gastronómica del país. Pueden hacerse con almíbar o con vino, pero las más conocidas son las torrijas con leche, y las primeras recetas documentadas datan de hace siglos, cuando se preparaban para ayudar a las mujeres que habían dado a luz a recuperarse. Un plato antiguo que sobrevive a los años… ¡Por algo será!

Las torrijas con leche son típicas de la época de Cuaresma y Semana Santa, y cada persona las prepara con su toque personal. La especia infaltable en las torrijas españolas es la canela, y suelen endulzarse con azúcar o miel.

Preparación


  1. Empezamos por poner a calentar la leche en un cazo con la mitad del azúcar. Añadimos la cáscara de naranja, la cáscara de limón y la rama de canela. Vamos removiendo para que se disuelva el azúcar y se aromatice la leche.

  2. Mientras la leche se calienta, cortamos el pan duro en rodajas de aproximadamente centímetro y medio para luego remojarlas durante 10 o 12 segundos y las reservamos en un plato y dejamos que se empapen y reposen durante una hora.

  3. Ponemos una sartén al fuego con abundante aceite para freír, y mientras éste se calienta batimos los cuatro huevos en un bol. Cuando el aceite esté listo para freír, vamos pasando las rebanadas de pan remojadas por el huevo y las ponemos a freír hasta que tengan un color tostadito por ambas caras. Al sacarlas las ponemos sobre un papel absorbente para que no queden muy aceitosas.

  4. En un plato hondo o un bol mezclamos el resto del azúcar y la canela y vamos rebozando las torrijas en la mezcla. Lo mejor es consumir las torrijas calientes o a temperatura ambiente, así que puedes recalentarlas preferiblemente en el horno.

Trucos, consejos y notas


  • Añade un poco de clavo de olor a la leche y le dará un toque aromático súper especial a tus torrijas.

  • Puedes ponerle un chorrito de miel por encima en lugar del azúcary espolvorear con canela, ¡quedan buenísimas!

  • Añade un trocito de cáscara de limón o naranja al aceite y cuando chisporrotee sabrás que está listo para empezar a freír.

  • ¡Mantén el aceite limpio! Si vas a preparar muchas torrijas, es importante que desheches o filtres el aceite cada 15-20 piezas, ya que, al freírlas, las torrijas sueltan leche, migas y restos de huevo que puede quemarse y darles sabor a las siguientes, estropeando tu postre.

Central lechera Asturiana
Central lechera