Con esta certificación sellamos nuestro compromiso desde el mismo origen, desde nuestras ganaderías. Aquí no hay secretos; cuidar con esmero al ganado y velar por su salud y bienestar, una alimentación natural basada en pastos y toda la profesionalidad de los ganaderos de Central Lechera Asturiana, que se ha ido forjando durante más de 50 años desde nuestros principios cooperativos.